Intento de poesía, por VTacius

Pertenencia

No hay nada para mí. Mi última esperanza era almorzar con ustedes, pero ustedes se limitaron a darme de comer, me privaron de la única ilusión de compañía humana.

Luego grito, nadie entiende y todos me señalan con el dedo. Yo los acuso con mi conciencia, la desidia contra nuestra propia especie y esa manía de echar a perder todos los almuerzos con la familia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s